Un país de contrastes en pleno crecimiento

Apasionados por la historia y la cultura hacemos nuestras maletas y viajamos a Perú para remontarnos a épocas preincaicas, incaicas y coloniales, a través de diferentes lugares arqueológicos, aldeas y museos.

machu picchu

Nos detenemos ante una de las siete maravillas del mundo, El Machu Picchu, un santuario histórico, y una gran representación del Impero Inca. Sin duda el encuentro con tal monumento, nos sorprende aún más tras el trayecto recorrido por el Camino Inca, el tren “Hiram Bingham”y una exquisita comida. Para terminar, los sonidos de una música tradicional en vivo o una experiencia termal en piscinas cuyas aguas oscilan entre los 38º y los 46º (no pinta nada mal para este tiempo tan frío).

Sorprendidos tanto por su interior como por los alrededores, descubrimos Cuzco con su Plaza de Armas, y su Catedral. Muy cerca, hallamos valiosos conjuntos arqueológicos como el de Sacsayhuaman, una fortaleza ceremonial, construida con enormes rocas talladas con gran precisión.

Sin título

Varias comunidades, nos acogerán en el Valle Sagrado, para enseñarnos técnicas ancestrales de cultivo y participar en su vida cotidiana, sus rituales y las fiestas más tradicionales.  Atentos a las Salineras de Maras, uno de los lugares más increíbles, donde existen hasta 3000 pozos donde se deja evaporar el agua salada.

Situándonos en uno de los más importantes centros económicos del país, visitamos Arequipa, cuya capital es conocida como la Ciudad Blanca. Numerosas iglesias, templos y monasterios recorren la capital jurídica y sede del Tribunal Constitucional. En el Valle de Colca, admiraremos la belleza del cóndor y los pueblos llenos de vida y color de la zona.

Uno de los más importantes para la mitología andina, el lago Titicaca nos ofrece un espectáculo de inigualable belleza en la “Casa del Cóndor”. Aún podemos observar más de 200 familias de uros, que conviven en algunas de sus islas flotantes artificiales. Si tenéis suerte podreís observar especies como la rana gigante o el zambullidor.

Antes de comenzar vuestro viaje debéis tener en cuenta que la temperatura en la costa puede alcanzar los 28ºC durante los meses de diciembre-abril (verano), bajando a los 14ºC el resto del año. En la Sierra, sin embargo, los meses de verano se caracterizan por precipitaciones y temperaturas entre los 20ºC y 5ºC mientras que de mayo a noviembre encontraremos días de sol y noches frías. Por lo general en la selva el clima es cálido, húmedo y lluvioso.

Más información en nuestro Magazine

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s